Fuerzas de Elite

Portal dedicado a las Unidades Especiales de la Policia y el Ejercito, sus tácticas, sus armas, su equipamiento...
Creditos
Fecha actual 16 Feb 2019 01:48
Aula Policial

Todos los horarios son UTC + 1 hora




Nuevo tema Responder al tema  [ 45 mensajes ]  Ir a página 1, 2, 3, 4, 5  Siguiente
Autor Mensaje
NotaPublicado: 30 Abr 2010 01:29 
Desconectado
Agente
Agente
Avatar de Usuario

Registrado: 25 Abr 2010 17:47
Mensajes: 25
Ubicación: operando
hola
no es mi intención hacer descalificaciones, comentarios degradantes y otras referencias que violen la integridad de los individuos de ninguna nación

buen día señores hoy comparto con ustedes una mera sinapsis del valor que tiene la experiencia real en combate.
para esto debemos diferenciar 03 aspectos,
1)una cosa es jugar al soldadito en play station
2)otra cosa es el entrenamiento constante que mantiene los ejércitos ,realizando pruebas de desgate en terreno con fuego real,
tácticas de incursión , defensa de sitios estratégicos, operaciones especiales ,desgaste psicológico a sus tropas , enfatizar en el factor humano exigiendo el limite físico de los soldados y condicionándolos a las mas duras pruebas llegando a afectar su racionalidad y utilizándolos como un objetos reemplazables, realizando pruebas de campo para comprobar la estabilidad emocional de las tropas pero siempre bajo la premisa del simulacro.
me hace recordar como Durante la Guerra Fría, los soldados soviéticos eran sometidos a interrogatorios simulados donde eran aplicadas conocidas técnicas occidentales. Eran arrancados de la cama en medio de la noche y llevados a salas pequeñas y mal iluminadas,donde eran interrogados a veces por varios días por oficiales del servicio de inteligencia de las spetsnaz vestidos con uniformes de la OTAN .
3)otra cosa es la experiencia real en combate pues es donde en realidad se adquieren habilidades como la improvisación, la anticipación y la toma de decisiones en momento críticos de alta carga emocional.
cuando el combate se convierte en algo monótono y cotidiano simplemente se convierte en un trabajo donde un buen día es salir con vida o completo.
se aprende a manejar las emociones negativas como el miedo o la ansiedad...

La mayoría de los ejércitos de América han enviado a su mejores oficiales para hacer el curso KAIBIL en Guatemala, pero solamente muy pocos han logrado volver a sus países con la boina purpura y el parche en el hombro. se dice que es lo mas duro en este hemisferio.
El curso dura 08 semanas donde no pueden dormir , ni bañarse , y solamente comen lo necesario (ratas ,perros ,aves y todo lo que se mueva.) para no morir de inanición.
20 aspirantes han muerto en el curso desde sus inicios.
EL OBJETIVO DEL CURSO "hacer clones de Rambo ; acechan al enemigo y lo cazan como si fueran animales, Pueden durar días sin comer, los tiradores pueden durar días en posición de tiro, son maquinas de matar, no expresan ningún tipo de emoción, beben cualquier tipo de sangre" O+,O-,A-,A+ Y AB".
Han tenido experiencia real en combate ? SI
Han exterminado diferentes comunidades indígenas en Guatemala y combates con guerrillas como el Ejército Guerrillero de los Pobres (EGP)=Pobres campesinos con escopetas .
también han conformado grupos paramilitares como el Ejército Secreto Anticomunista (ESA) y las Patrullas de Autodefensa Civil (PAC).
son famosos por sus métodos de terrorismo de estado y depravaciones psicológicas, tortura, envió de cabezas como amenazas y desapariciones.
Apetecidos por los narcotraficantes como escolta personal.
cualquier ejercito latino apetece, sueña y anhela tener entre sus filas un efectivo nacional que sea instructor kaibil.
de 100 aspirantes al curso( Entre nacionales y extranjeros) solamente unos pocos obtienen la boina purpura.
Definitivamente serian un buenos elementos en un conflicto internacional.
RESULTADO DEL CURSO.
UN SOLDADO SUPERIOR : un hombre transtornado , disocial ,psicópata y con graves problemas para dormir , con un amplio conocimiento en tácticas de guerrilla , contraguerrillas , adaptabilidad ,camuflaje, ,contraterrorismo y técnicas de rescate, evasión y escape , eliminación de objetivos,ubicación , Reconocimiento en Profundidad,movilidad nocturna. mimetismo,infiltración... etc.

Ahora Que si la EXPERIENCIA REAL EN COMBATE ES IMPORTANTE ?

Permitanme contarles una historia perdida en las mil sinapsis de mis recuerdos.
sucedió en un mes de agosto hace mucho,mucho tiempo y en un lugar del cual (literalmente) no quiero acordarme
patrullaban en el área tropas profesionales de la celebre MÓVIL 5 (contraguerrilla del Ejercito Colombiano) compañía de hombres CURTIDOS en combate. Hombres duros, forjados en la amalgama " sangre y metralla" habían adquirido el conocimiento necesario.
NO en un curso de combate de 2 meses.
La mayoría habían combatido durante mas de 5 años , tenían cayos (piel endurecida) en los dedos indices de tanto darse bala. tenían ese instinto con el cual uno huele el peligro, muchos habían perdido compañeros en cruentos combates, muchos habían visto ala muerte de frente y le habían escupido GALIL en la cara.
Pero ese día localizaron a los tangos y pensaron sorprenderlos,desafortunadamente para ellos no se trataban de campesinos con escopetas ni de una tribu indígena.
Equipo al suelo,vuelta al brazalete , arrastre y........los tangos retrocedieron, haciendo apenas unos cuantos tiros de cobertura.
otra victoria para la MÓVIL 5 ? NO!!!
Al reagruparse no encontraron sus equipos, solamente hallaron a 03 de sus compañeros muertos,
desafortunadamente los tangos resultaron ser de una columna móvil del frente "Domingo lain seanz" de la guerrilla del ELN y entre sus planes de ese día no estaba el de darse bala con las tropas del Ejercito, de lo contrario hubiera sido catastrófico para los profetas.
por que? por que La Lain es la élite de la guerrilla del ELN esta compuesta por guerrilleros expertos , veteranos combatientes , la mayoría debe tener mas de 10 años de combates, No un curso de 2 meses. Se han dado bala con raimundo y todo el mundo; con el Ejercito , con la Policía nacional ,con la Infantería de marina, con los paramilitares ,con las Autodefensa, con las FARC,con los esmeralderos,con zutano mengano y perencejo
Y (cuando chavez no era presidente , también combatieron con la guardia venezolana).

colombia. GALIL ACE

_________________
señor estos son mis hombres,
perdóname no fue fácil guiarles.
ahora el fuego nos abrasa
al alcance de la metralla,
protegeme cuando los proyectiles
vengan a buscarme .


Arriba
 Perfil  
 

Compartir en:

Compartir en Facebook FacebookCompartir en Twitter TwitterCompartir en Tuenti TuentiCompartir en Sonico SonicoCompartir en Digg DiggCompartir en Delicious DeliciousCompartir en Technorati TechnoratiCompartir en Tumblr TumblrCompartir en Google+ Google+

 Asunto: UN PROFETA
NotaPublicado: 04 May 2010 15:26 
Desconectado
Agente
Agente
Avatar de Usuario

Registrado: 25 Abr 2010 17:47
Mensajes: 25
Ubicación: operando
hola a todos
"Un Profeta" (alusion a soldado profesional) en honor a los legitimos combatientes de la fuerza publica colombiana.


El siguiente es el testimonio del Soldado Profesional del Ejército Wiliam Giovanny Domínguez Castro, horas después de recobrar su libertad, tras permanecer dos años Y 12 días secuestrado por las Farc.

Buenas noches, señor Presidente de la República, Álvaro Uribe Vélez. Buenas noches, señor Ministro de la Defensa, doctor Juan Manuel Santos. A mi General Padilla, mi General Naranjo y mi General que se encuentra ahí al lado. Señores periodistas, buenas noches.

Agradecerles, primero que todo, que ustedes estén aquí reunidos. Decirles que para mí, estar de nuevo aquí, es volver a la vida, a pesar de que estuve a punto de la muerte. Porque fui secuestrado, herido en combate. Y las heridas que tengo me tienen un brazo mal. Entonces a pesar de eso, le doy gracias a Dios porque estoy vivo.


Quiero también expresarles a los terroristas de las Farc que ellos nunca van a lograr la toma del poder, como allá andan repitiéndoselo a todo el mundo. Porque lo que ellos hacen es causar terror al pueblo colombiano. Y prueba de ello, es esto (muestra bufanda). Esto yo lo hacía, porque allá nos colocaban cadenas en el cuello y las cadenas estaban oxidadas. Entonces las cadenas nos tienen los cuellos marcados. Entonces nos tocaba hacer esto, para que las cadenas no nos marcaran tanto el cuello. Pero de todas maneras, los lazos que nos colocaban en los pies, en el cuello y en las manos, nos dejaban marcados también.


En el tema de la comida es bastante malo, ya que allá la comida para los comandantes es diferente, y para nosotros es diferente, como también para los guerrilleros. Los guerrilleros comen una cosa y los comandantes tienen su comida aparte. Y nosotros peor, porque a nosotros nos dan comida como para animal. Lo mismo que comía el marrano que tenían allá. Allá tenían un marrano y al marrano lo tenían suelto por ahí, pero a nosotros nos tenían amarrados a los palos.


El hueco, por ejemplo, para ir al baño, era como a un metro de donde dormíamos. Y teníamos que ir ahí. Y todo el mundo tenía que estar mirando, porque ellos decían que nos podíamos volar.


Cuando íbamos marchando, íbamos caminando, entonces allá los guerrilleros, como nos llevaban las cadenas y los cordeles del cuello, hacían enredar las cadenas en los palos. Entonces cuando se enredaba, uno se jalaba el cuello. Entonces uno daba la vuelta.
Y como uno no se aguanta eso, uno tranzaba palabras con ellos, duras. Y a ellos no les gustaba. Entonces la forma de arreglarlo a uno era cuando uno llegaba allá al campamento, donde lo amarraban más, o le quitaban el radio, y tomaban cosas que son infrahumanas para mantener a una persona amarrada a un palo.


Una vez yo mandé una prueba de vida, donde decía que Emmanuel estaba conmigo y que allá le hacían muñecos de palo y todo eso. Eso fue un montaje de las Farc, ya que allá llegaron con unas hojas, y que tenía que decir eso. Y que si no lo decía, mi vida corría peligro, que porque nadie sabía si a mí me habían secuestrado las Farc o quién me tenía. Entonces me tenían como desaparecido. Entonces que tenía que decir eso, si quería que mi familia supiera que estaba vivo.


Entonces son parte de las humillaciones que uno tiene que aguantarse allá. Pero uno sabe que algún día va a estar libre y va a estar aquí, como lo estoy yo en este momento, y poder expresar lo que es en realidad.


Cuando me secuestraron a mí, el frente 49 tenía a un grupo de 12 guerrilleros amarrados a un palo. También los tenían encadenados, porque ellos habían causado faltas que para ellos no eran así. Los tenían las mujeres aparte y los guerrilleros aparte.

Entonces de esos grupos desaparecieron unos pocos, porque no los volví a ver. Entonces informaciones que transaba muy ocultamente con algún guerrillero, ellos habían muerto, como el caso de una guerrillera, que era alias ‘Gloria’, que para ellos era una infiltrada, porque le habían encontrado un chip debajo de un brazo, la tenían amarrada, y después la fusilaron y la tiraron a un hueco. El hueco que ellos les llaman las trincheras, que es supuestamente para ellos protegerse de los bombardeos. Pero ahí mismo aprovechan para echar a los mismos muertos de ellos.

(by KA 12)

_________________
señor estos son mis hombres,
perdóname no fue fácil guiarles.
ahora el fuego nos abrasa
al alcance de la metralla,
protegeme cuando los proyectiles
vengan a buscarme .


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 04 May 2010 15:46 
Desconectado
Comisario
Comisario
Avatar de Usuario

Registrado: 31 May 2007 19:43
Mensajes: 1039
Los dias se deben hacer eternos "viviendo" en esas condiciones... :sad:

Gracias K12

_________________
Sólo merece vivir quien por un noble ideal está dispuesto a morir


Arriba
 Perfil  
 
NotaPublicado: 31 May 2010 19:42 
Desconectado
Agente
Agente
Avatar de Usuario

Registrado: 25 Abr 2010 17:47
Mensajes: 25
Ubicación: operando
Buen día señores
hoy regreso con otra reflexión meramente personal.
tal vez los que son ajenos a colombia habrán escuchado miles de prejuicios y recomendaciones sobre el peligro que
representa viajar a colombia. "señores todo lo que alguna vez escucharon sobre colombia, fue verdad "
colombia es inmenso y fértil ,sobra el agua y si tu arrojas una semilla ala tierra no dudes que germinara.
es una tierra bendecida por la vida.

mediados del siglo xx surgieron los grupos irregulares que peleaban contra el gobierno ,
luchaban por sus familias ,por su tierra y por defender sus derechos.
pues en colombia el dinero lo tienen unos pocos y eso na ha cambiado: explotación ,hambre y muerte han traído con sigo las ambiciones impuestas por las grandes familias políticas dueñas de la tierra y la riqueza.

es verdad aun existen lugares en colombia ajenos a toda presencia gubernamental .
lugares sin electricidad, sin agua potable ,sin asistencia medica ,sin escuelas , lugares de difícil acceso por no decir imposible. donde la gente vive sin ninguna esperanza de cambio o mejora.
lugares abandonados a su suerte.
a estos lugares llegan los grupos irregulares y les mostraban una realidad a los pobladores:(que el gobierno era el principal responsable de todas sus limitaciones y tragedias y teniendo al frente la realidad ,los abandonados tomaban las armas para pelear por sus derechos.

aun hoy en día siguen llegando los irregulares a estos lugares, pero estos ya no son renegados, ni personajes románticos que luchan por una mejor colombia. 'son terroristas'.
muchos de los campesinos que fueron reclutados con engaños han peleado una guerra que solamente esta en sus corazones ,
pues los ideales de igualdad y justicia que forjaron el deseo de lucha por el derecho a vivir dignamente murieron ya hace muchos años .

los terroristas necesitan cuidar un negocio de drogas que deja miles de millones de dolares al año y requieren de personas ignorantes por culpa del propio estado, que los abandono , es decir el estado propicia su propios opositores luego enemigos .

y cuando tienes una guerra en tu casa es inevitable que nadie salga herido ,
señores todo sobre los llamados falsos positivos es verdad, todas las violaciones de los derechos humanos se dieron en Colombia,todos los desaparecidos inocentes. los campesinos masacrados y luego vestidos con camos subversivos, todo fue verdad y tal vez aun suceda en algún lugar delos 1.141.748 km del territorio continental.
colombia vivio una guerra cuyas cenizas aun refulgen.

y sabiendo que no corresponde ami persona .mi conciente se pregunta ....alguna guerra no tuvo precio?
no justifico ningun acto despreciable. que contradiga la etica y la moral, que brindan honor a un guerrero ...

que le espera a colombia? ayer (30/05/10) el poder eligió un rostro visible... un hombre de guerra.

me dejo de sinapsis y los dejo con lo que les gusta... experiencias reales.


No había luna, la noche era oscura y el ambiente era amenazado por la inminente lluvia. A 200 metros de las trincheras perimétricas, cientos de terroristas de las Farc esperaban para lanzar el demoledor ataque a las 10:30 P.M. cuando ya los soldados estuvieran dormidos, pero una situación inesperada abortó los planes de los asaltantes.
El refuerzo nocturno del puesto No. 6 no dio espera, sino que sin protegerse detrás de la empalizada, disparó su fusil hacia el lugar de donde provenían los ruidos, con lo cual dejó al descubierto el plan de ataque enemigo.
--Con excepción de mi capitán y mi sargento, los demás integrantes de la base no teníamos experiencia en combate. Los únicos disparos que habíamos escuchado eran los de los ejercicios de tiro en los polígonos. Desconocíamos la ansiedad y la presión psicológica del combate. Los granaderos no sabían utilizar las granadas de mano, e inclusive uno de ellos lanzó una sin quitarle el seguro. Mejor dicho se la regaló a los bandidos para que nos atacaran con la misma-- recuerda el cabo Bernal Toloza.
Con otras palabras, el teniente Torres describe la dramática situación:
--Jamás podré olvidar la desesperada gesticulación de ese soldado moribundo, con media cadera destruida. Suplicante repetía:
--Mi teniente, no me deje morir. No quiero dejar sola a mi mamá--
--Contuve las lágrimas, porque no podía hacer nada. Le apreté la mano derecha, aparenté más fortaleza de la que puede simular cualquier mortal y le dije:
--Tranquilícese soldado. Le vamos a ayudar. No demora en llegar el apoyo aéreo--
--Continué combatiendo. De vez en cuando miraba hacia donde estaba el soldado. Sus signos vitales se apagaron en forma paulatina. Murió esperanzado en que alguien hiciera algo por salvar su vida--
A las cinco y media de la mañana, cuando todavía la penumbra le ganaba al sol y no cesaba la lluvia, casi la mitad de la base estaba en poder de los atacantes. En razón a que el cabo Sandoval no tenía radio, corrió de una zanja a la otra para pedir instrucciones al capitán Mazo, porque su posición estaba a punto de expugnada. Pero cayó abatido durante el recorrido.
El dragoniante Ulises Ospina corrió como una gacela hasta el improvisado puesto de mando del capitán Mazo y le comunicó la noticia de la muerte de Sandoval. El oficial golpeó con rabia la palma de su mano derecha contra la trinchera y exclamó una maldición.
En un acto de suprema valentía se trepó sobre el refugio y con desprecio total por su integridad disparó contra cinco terroristas que se aproximaban sigilosos hacia la posición. Los soldados que observaron la heroica acción se sintieron estimulados para continuar el combate. Estaban comandados por un líder sin par.
--Al amanecer del 31 de agosto-- complementa Ángulo-- no teníamos idea de cuantos y heridos iban, pero veíamos en medio de las últimas sombras de la noche que eran varios. Dos soldados que llenaron dos ollas con agua lluvia y las escondieron debajo de una saliente de la trinchera donde quedaron protegidas hasta de las explosiones, se arrastraban como serpientes y regresaban con sendos jarrados, que bebimos desaforados--
--Luego llevaban los fusiles embarrados los lavaban y los traían listos para disparar. Que verracos. Fueron dos héroes sin par. Y a ellos se suma la bizarría del soldado Roosevelt Sapui Romero. Pese a estar herido, no cesaba de combatir. No se doblegaba--
--En razón a que manaba abundante sangre de su cabeza, le acondicioné un retazo de plástico a manera de burdo torniquete. No obstante, Sapui insistía:
--Combatamos muchachos, que estos manes no pueden con nosotros--
--Lo vi combatir hasta el último minuto-- complementa el sargento Pérez-- Sapuy era un caballero a carta cabal. Un héroe que envidiarían los héroes de otras guerras. Digno de hacerle una película. Pese a que varias heridas lo desangraron poco a poco, no se vencía. Doblegado por la fiebre dijo:
--Mi sargento, voy a recostarme a ver si duermo un rato,me debilitan las esquirlas que tengo en la cabeza--
--Pero no se acostó. Su heroísmo marcaba la línea entre la vida y la muerte. Combatió hasta el final.Cuando lo ví por última vez estaba pálido, se arrastraba con debilidad física pero con mucha fortaleza espiritual--
--Después de darnos una lección de arrojo, valentía y humildad, llevaba una sonrisa en los labios. El Dios de la guerra lo debe tener en la eternidad entre las huestes de sus guerreros selectos--
Detrás de las trincheras el capitán Mazo continuó empeñado en la labor de motivar a los soldados
--Combatamos hasta el final. No nos rindamos. Apunten hacia las posiciones perdidas y disparen. Todo el que esté allí es guerrillero--
Mazo, estaba esperanzado en que llegaría el avión a ametrallar y los helicópteros con tropas para reforzarlo. De un momento a otro se desencadenó otra balacera fenomenal. Llovían bombas, granadas y disparos de fusil y de ametralladora.
--Era tal la verraquera de mi capitán-- rememora el cabo Bueno-- que estoy seguro que el fue el que dio de baja a Ricardo y otro de los cabecillas de las Farc. Gracias a su ejemplo, les causamos la mayor cantidad de bajas sumados los muertos y heridos, entre las seis de la mañana y las doce del día, hora en que se nos acabó la munición--
--Mi capitán estaba en todas partes. Revisaba los fusiles, daba una palmadita de ánimo en la espalda, nos motivaba, irradiaba alegría y ganas de combatir. Parecía un león agredido--
--Vi cuando tomó el fusil del soldado José Hernán Pérez Hortúa y le entregó la pistola calibre 9 mm. Mi capitán no bajó la guardia un solo minuto. Incansable dio el mejor ejemplo todo el tiempo que duró el combate--
--En una de esas maniobras, ubiqué a tres terroristas y ellos a mí. Entre ellos estaba el paisa, a quien por unos instantes perdí de vista, porque se parapetó detrás de un árbol y yo le quedé colocado de blanco. Aunque mi capitán estaba empeñado en responder el fuego a otro grupo, vio al terrorista y gritó:
--¡Cuidado Bueno!...!lo van a matar!--
--Di dos volteretas defensivas en el piso. Una ráfaga de fusil levantó tierra y astillas . Mi capitán, suspendió por un momento el fuego contra los que lo asediaban, apuntó su fusil y sacó al paisa de esa posición desventajosa para todos nosotros. Me salvó la vida. Lo reconozco y se lo agradeceré eternamente--
--Sigiloso oteé el horizonte por encima de la trinchera-- rememora Nausil-- Vi a siete terroristas en silenciosa aproximación táctica. Coordiné con el soldado apodado vaca marina para que me dijera cuando ya estuvieran a cinco o diez metros--
--Agarré las dos últimas granadas de mano que nos quedaban. Lancé la primera granada. El atronador estallido fue seguido por un lamento que incrementó el drama del angustioso momento.
--Nos dieron estos h.p chulos. Retrocedamos--
Luego se escuchó un quejido desgarrador.
--Asomé la cabeza. Vi dos cadáveres en el piso, mientras otros dos terroristas arrastraban un herido. Uno de los dos muertos, fue Roberto, el agente de inteligencia enviado por Isaías Perdomo a trabajar a la finca del miliciano Esteban. No se para donde corrió el otro--
--En retaliación, los asaltantes nos ubicaron y desencadenaron dos furiosas arremetidas con granadas artesanales denominadas che 60, granadas de fusil, mortero, bombas de fabricación casera y nutrido fuego de fusil. Primero cayó una granada que no explotó y nosotros se la devolvimos y tampoco detonó; pero enseguida estalló otra que fue la que nos causó más daño. Murieron tres soldados--
--Ante la imposibilidad de ir hasta la caneca del agua para limpiar el fusil, me jugué el todo por el todo. Entré a la carrera al único kiosco que todavía quedaba bueno--
--Desgarré una cobija térmica en varios jirones y con ellos limpié el fusil. Seguí hacia el refugio de mi teniente Rodríguez y le planteé que fuéramos a combatir al lado de mi capitán porque esa trinchera estaba en peligro de colapsar. En veloz carrera pasamos al otro lado por encima de la cancha de fútbol y tomamos nuevas posiciones para el combate--
--Superado el susto-- anota Bueno-- ocupé una de las pocas trincheras que tenían ventanilla. Desde afuera los bandidos me miraban, levantaban la mano por encima de la empalizada y sin apuntar el fusil me disparaban. Yo veía sus ojos que brillaban al otro lado de la trinchera.
--En uno de esos movimientos-- relata el cabo Bernal Toloza-- casi me hieren. En arrastre bajo por entre los charcos, avanzaba con varios soldados entre ellos Arbey Torres. Un disparo hirió a Torres, rozó mi cabeza e impactó a otro soldado. Un segundo disparo impactó en el abdomen de Torres, quien gritó desconsolado:--Ay mamá, ay mamá. Mi cabo ayúdeme--
--Levanté la camisa del herido y vi que tenía un pequeño orificio de entrada, y que la parte trasera de la ojiva estaba a ras con la piel del abdomen. Así con las manos sucias de barro y pólvora, extraje el proyectil y por suerte el soldado permaneció estable--
--Un soldado grandulón, que sufrió una leve herida en un brazo como consecuencia del estallido de una granada, repetía insistente:
--Deberíamos rendirnos mi capitán--
--No sea cobarde. Si quiere, entréguese usted. Vaya solo, pero no desmotive a los demás... Soldados: ¡disparen contra quien intente traicionarnos!. ¡Lo único que merece un traidor es la muerte!--
--En uno de los ajustes del dispositivo, el grandulón se entregó a los bandidos. De remate, otro soldado informó que acababa de evacuar de la zanja de arrastre a un soldado herido de gravedad. Tantas pérdidas humanas nos ponían al borde del fracaso total, pero el ejemplo de mi capitán inducía a combatir sin rendición--
Continuó la inclemente tormenta de fuego, explosiones, humo, llamas, ambiente de tragedia y olor a muerte. Una hora y 15 minutos más tarde, el capitán Mazo agrupó a los sobrevivientes que lo rodeaban. Con voz entrecortada, la serenidad perturbada, y, nervioso, dijo:
--Señores esto se perdió. Destruyamos los radios. No dejemos nada bueno a los bandidos. Ninguno de nosotros es cobarde. No podemos permitir que estos miserables nos agarren vivos, ni que se queden con los radios. Vamos a arrastrarnos hasta puesto 1 y de allí nos tiramos al río. Es una decisión suicida, pero alguien quedará vivo para contar lo que sucedió--
--Cuando mi capitán ordenó que bregáramos a salir por el río--relata el cabo Bueno-- veíamos nubes de bandidos que avanzaban por fuego y movimiento. Estábamos envueltos en una marejada infernal de disparos, explosiones, gritos de júbilo de los asaltantes, lamentos de los heridos, y el olor de los cadáveres en franco estado de descomposición----¿Qué hacemos mi capitán?-- preguntaban los soldados.
--¡Salgan!, ¡salgan!. ¡Entreguen a sus comandantes!-- respondían los guerrilleros, que alcanzaban a escuchar las preocupaciones de los militares.
--No salgan porque los matan-- gritaba el sargento Pérez, en cuya mente bullía con lacerante incertidumbre la obvia preocupación:
--Ojalá que entre los asaltantes no haya ningún habitante del caserío, porque si descubren que soy suboficial, seré hombre muerto--
Acto seguido, el capitán destruyó un radio, el cabo Bueno otro y el cabo Suárez el último. El sargento Pérez y un soldado desarmaron varios fusiles y enterraron las piezas entre el fango.
--Estaba ocupado en esa tarea-- comenta el sargento-- cuando vi que a un soldado se le trabó el fusil. El atacante desenvainó el machete, que para ellos es el arma de reserva y agredió al soldado. Luego lo remató a tiros. Es inexplicable que mientras todos los integrantes de las Farc cargan un machete, y lo utilizan a menudo en el patrullaje, las contraguerrillas solo tengan dos o tres machetes por pelotón--
Ante la incertidumbre de los subalternos que estaban cerca de su posición, el capitán Mazo exclamó:
--Síganme quienes estén resueltos a morir o a vivir sin entregarse. La meta es tirarnos al río y salir de este infierno, para ir a buscar refuerzos y regresar a combatir. No podemos morir aquí como ovejitas--
De inmediato se arrojó a la zanja e inició el presuroso recorrido. Gruesas partículas de la hedionda amalgama de arcilla y deshechos humanos rodaban por su rostro.
--Deduzco-- concluye el cabo Bueno-- que los terroristas se percataron del escape por el río y emplazaron una ametralladora M-60, que concentró el fuego sobre la única ruta que teníamos para escapar--
El capitán avanzó 15 metros, pero fue detenido por el incesante fuego de la ametralladora. Con total arrojo saltó y apuntó contra la posición enemiga, pero José un francotirador que se había posicionado en la retaguardia del grupo de soldados que intentaba escapar, le propinó un certero disparo por la espalda.
El disparo le perforó el pulmón derecho. Aunque su alma se negaba a aceptar la rendición, Mazo inclinó su cuerpo, tomó asiento sobre una saliente de la trinchera, colocó el fusil sobre las rodillas y balbuceante exclamó:
--Adelante Rodríguez, siga usted con el mando. Me hirieron de gravedad--
Luego, el capitán Mazo cayó de rodillas, levantó los dos brazos, exhaló un grito de dolor y cayó al piso.
--Mataron a mi capitán-- gritó un soldado.
Presa del desconcierto el teniente José Gonzalo Rodríguez, obró como un autómata, se puso de pies y en lugar de moverse hacia algún lado, quedó estático. A escasos tres metros de distancia un terrorista disparó una ráfaga de subametralladora contra la espalda del oficial. Uno de los disparos hizo blanco en el occipital de Rodríguez, quien cayó sin vida entre el charco de inmundicia.
Por instinto reflejo el teniente Torres miró hacia la izquierda. Vio que por encima de la trinchera, el brazo derecho del mismo terrorista disparaba una subametralladora contra los soldados que intentaban escapar. Apuntó y disparó su fusil, e hirió al asaltante.
Desconcertados, en absoluto desorden los soldados se replegaron hacia la trinchera. Ya no estaban con ellos los dos leones que los guiaron durante 17 horas. Embarrado de pies a cabeza, malherido y recostado de medio lado el capitán Mazo ordenaba con voz cada vez más débil e incomprensible:
--¡Escapen muchachos! ¡Escapen!!! Alguien quedará vivo para contar--
Había perdido mucha sangre. Nadie le pudo prestar ayuda debido al incesante fuego enemigo, en especial la ametralladora M-60 de Leidy. Lo que sucediera de allí en adelante dependería del coraje del teniente Torres.
--¡Entréguense!. ¡No sean bobos, entréguense que no los queremos matar!... ¡Salgan de ahí!-- gritaba triunfalista Oscar el caleño.
--Mientras tanto-- narra Yúlder González--revisamos general de la base y recogimos todo el armamento. Cada guerrillero cogió de a tres fusiles, luego distribuimos esas armas con los demás. Ante los insistentes ruegos de los militares, les permitimos trasladar los heridos a la sala de televisión Enseguida recibimos la orden de retirarnos--
--Amarramos a los soldados retenidos con el nudo guerrillero en la garganta, formamos una larga fila integrada por 120 guerrilleros y 60 soldados y se inició la marcha hacia el río Sencella. En la base se quedó el mocho César acompañado por el grupo de retoque entre quienes estábamos Euclides Bermúdez del Frente 49, Alexander, Marlon y yo--
El capitán Mazo estaba muy malherido, pero aún balbuceaba:
--Una cobija, una cobija, tengo mucho frío--
--El mocho César, ordenó a Marlon:
--Consígale una para que le pase rápido el frío-- y guiñó el ojo para que lo matara
Marlon se acercó al capitán y le dijo:
--¿Tiene frío?--
--Si, mucho...mucho--
--Si, mucho...mucho--
--¿Quiere una cobija?--
--Si gracias--
--Pero no le dio frío, ni necesitó cobija cuando nos mató a nueve comandantes y estuvo a punto de evitar el copamiento?... ¿Sabe qué llavecita?.... ¡De malas!, le figuró calavera...--
--En la guerra, los errores se pagan con sangre o con la vida-- susurró el moribundo capitán.
Sin ninguna consideración, Marlon disparó una ráfaga que terminó con la vida del valeroso oficial, cuyo cuerpo se estremeció con fuerza después cada disparo recibido. Igual suerte corrió el cabo Libardo Rodríguez Charry, a manos de Euclides quien lo localizó entre los heridos.


(Drama, Pesadilla y Espectáculo)
Luis Alberto Villamarin

_________________
señor estos son mis hombres,
perdóname no fue fácil guiarles.
ahora el fuego nos abrasa
al alcance de la metralla,
protegeme cuando los proyectiles
vengan a buscarme .


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Jun 2010 10:52 
Desconectado
Inspector
Inspector
Avatar de Usuario

Registrado: 11 Feb 2007 18:21
Mensajes: 566
Ubicación: "On Latinamerican Tour"
K12

De donde sacas esos relatos dignos de "hazañas belicas" ? ...

_________________
"Somewhere a true believer is training to kill you. He is training with minimal food and water, in austere conditions, training day and night. The only thing clean on him is his weapon and he made his web gear. He doens´t worry about workout to do, his rug weight what it weighs, his run end when the enemy stops chasing him. This true believer is not concerned about "how hard it is", He knows either he wins or die, He doesn´t go home at 17:00, He is home, He knows only the Cause"


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Jun 2010 22:22 
Desconectado
Agente
Agente
Avatar de Usuario

Registrado: 25 Abr 2010 17:47
Mensajes: 25
Ubicación: operando
TINSU escribió:
Los dias se deben hacer eternos "viviendo" en esas condiciones... :sad:

Gracias K12


TINSU

Tarde un tanto en obtener una conexión a Internet y no es muy buena.

Aun el personal militar que tiene instrucción psicológica para un posible secuestro.llegado el caso enfrentan la total deshumanizacion,
los conceptos de civilización y la perspectiva de ser humano se pierden en otra realidad.

...ok
Imagínate que eres arrebatado de los seres que te brindan estabilidad emocional (las personas que amas),
Imagínate que tu eres consciente que esas personas que amas conviven cada día y cada hora de tu ausencia
con mil pensamientos y emociones de angustia ,miedo,sosobra e incertidumbre y que esas emociones
los estan acabando fisica, mental, económica y espiritualmente y mientras tu eres consciente de eso...
te estas muriendo lentamente.

Atento al concepto que circula.

“Describir cómo viven los secuestrados no es ni siquiera imaginable; menos aún es descriptible la tragedia de más de 16 mil personas secuestradas que han pasado por los frentes guerrilleros. Cada historia es única. Cada dolor no tiene comparación. Cada tragedia no tiene igual. Cada familia se siente sola en su duelo. Indefenso como una paloma, perdido en la selva, amarrado a un árbol con cadenas de hierro y candado, encerrado en una celda con alambres de púas, metido entre un hueco en la tierra tapado con tablas donde escasamente se filtra la luz del sol o tendido en el suelo frío, cubierto con un plástico, protegiéndose de la lluvia, y de fe, sintiéndose abandonado hasta por Dios, en un conflicto que desgarra no sólo almas sino vidas enteras, marcadas para siempre”.


Estoy seguro que aun los operadores de grupos especiales en misiones de inteligencia de alto riesgo (operaciones encubiertas,Recon ,localización,etc)entrenados en resistencia al interrogatorio con técnicas como humillación y tortura.
Luego de ser secuestrados y de sentir pasar lo años es improbable que no sufran de graves conflictos emocionales nada fáciles de superar]

y si cada día, cada hora, cada suspiro dura una eternidad.


CharlieGC escribió:
De España a que unidades suelen mandar a hacer el curso Kaibil??

Saludos



CharlieGC

No tengo tu respuesta, debe de tratarse de fuerzas especiales pues es un curso de fuerzas especiales pero es posible que si ningún personal haya logrado superar el cuso KAIBIL en Guatemala . no encuentres esa información en ninguna parte.


MOONPLAYER escribió:
K12

De donde sacas esos relatos dignos de "hazañas belicas" ? ...



MOONPLAYER

El titulo del mensaje es el silencio de los héroes...
Y como esta son muchas las experiencias que nuca se sabrán pues nadie sobrevivo para contarlas.
Se trata de la toma (Asalto) al la base de las delicias en el departamento del putumayo colombia.
cuando aproximadamente 600 terroristas tomaron a sangre y fuego la base que defendían aproximadamente 100 personales del EJERCOL.


(By K 12)

_________________
señor estos son mis hombres,
perdóname no fue fácil guiarles.
ahora el fuego nos abrasa
al alcance de la metralla,
protegeme cuando los proyectiles
vengan a buscarme .


Arriba
 Perfil  
 
NotaPublicado: 03 Jun 2010 16:57 
Desconectado
Agente
Agente
Avatar de Usuario

Registrado: 25 Abr 2010 17:47
Mensajes: 25
Ubicación: operando
Buen día señores ...


..y aspires a formar junto a los otros, que hacen guardia junto a los luceros...


Eran las cuatro y media de la tarde del 31 de agosto de 1996 cuando despegamos abordo del helicóptero FAC 4122, Black Hawk, del Batallón Joaquín Paris con rumbo al remoto caserío de Las Delicias en el departamento del Caquetá, con el fin de evacuar algunos soldados heridos, tras un arrasador ataque de las Farc. Sobrevolamos durante dos horas y media 450 kilómetros de selva espesa, infinita y profunda.


A la mitad del camino, nuestra cabina, que hasta este momento vivió un ambiente fraternal y tranquilo, se fue quedando en silencio y se llenó de inquietantes secretos. La entrada de la noche trajo consigo un paisaje siniestro, gris y oscuro, como preludio de acontecimientos fatídicos. Debajo, la selva cada vez era más espesa, más primitiva y más espeluznante.

-Ejército, Ejército, de rotor...-, -Ejército, Ejército, Ejército de rotor...-, A la espera de su respuesta, imaginaba aquellos hombres tratando de sintonizar el radio al escuchar el sonido de nuestro helicóptero,

-Ejército, Ejército, Ejército de rotor...-, llamamos repetidas veces. La única respuesta fue el sonido seco de la estática de nuestro radio. El sistema de navegación marcó las coordenadas del poblado justo debajo de nosotros, pero no lo veíamos. Hicimos varios giros, hasta que éste surgió bajo una bruma densa, "¡parece que es ahí!", expresó el capitán", giré la cabeza y vi un caserío abandonado y destruido por la barbarie. Casas destruidas, cuerdas y postes formaban desordenadas telarañas y las pequeñas embarcaciones hundidas a la orilla del río. Buscábamos a un soldado, un infante de marina, un campesino, una señal de humo, algo o alguien, pero nada apareció. Pensamos seguir hacia la base aérea de Tres Esquinas, ubicada en el Caquetá a unos a 70 kilómetros de distancia, pero no teníamos combustible suficiente para recorrer los 70 kilómetros.

Era imperioso aterrizar en aquel pueblo fantasma donde había el riesgo que los terroristas nos esperaban. Imaginé la emboscada preparada y nosotros listos para pelear evadiendo cilindros y repeliendo el fuego de las ametralladoras enemigas. Nuestra situación era crítica, en ese instante todas las posibilidades pasaron por la mente, desde la idea de arborizar lejos de allí, hasta caer sobre algún cultivo de coca, o entrar en combate frontal. Todas las alternativas eran peligrosas, pero nuestro deber era aterrizar. Debíamos pelear contra el miedo y el enemigo para rescatar a nuestros héroes heridos.

Descendimos a poca altura. Identificamos lo que parecieran ser personas acostadas en el suelo y algo que parecían bultos en movimiento. Pensé en una emboscada del enemigo, pero era raro que estos no se ocultaran. Lo que se movía eran animales caminando entre ellos. El piloto de la aeronave tomó las precauciones necesarias y ordenó a los técnicos de vuelo alistar las ametralladoras. Ordenó máxima disposición de combate, ajustar los protectores y desasegurar el armamento. Los pilotos con las manos sobre los controles, los artilleros, con sus escudos blindados sostenían las armas y tenían el dedo sobre el disparador... Todos, con los ojos puestos sobre lo que se moviera en el horizonte.


Descendimos alertas y callados con la adrenalina que calcinaba el miedo, el sudor que corría por las mejillas y los corazones que palpitaban con celeridad. Las ráfagas de los rotores que agitaban las ramas de los árboles, levantaban nubes de polvo y hojas, en diabólicos remolinos. El peligro era latente pero seguíamos vivos, ni un disparo, ni explosiones de bombas, ni gritos, ni nada. En vuelo lento, casi a ras del suelo, el helicóptero se deslizaba, cual ángel de la noche explorando entre los escombros y las ruinas de una antigua civilización extinta. Con las lámparas alumbrábamos los rincones, las garitas destruidas y el puesto de mando incinerado.

Al bajar, la pegajosa humedad entró por las puertas abiertas con penetrante y fétido olor. Nos invadió la desolación y el espectro de la muerte con el vaho de los cadáveres que convertían el aire en nauseabundo gas irrespirable. En el espacio abierto para los deportes, yacían los cuerpos (17) de las víctimas de un cruento final, incinerados (5) junto a las trincheras, 8 caídos dentro de las ruinas y 5 ahogados en la orilla del río. El fuerte viento estremecía a aquellos heroicos patriotas inmolados pero no vencidos, inermes como piedras, cubiertos de harapos y equipo militar destruido. Algunos, con los ojos abiertos en sus pálidos rostros, mostraban su último gesto de dolor y valor. Veíamos como los cuerpos eran empujados por el inevitable viento de la máquina, al mismo tiempo que se empeñaban en detectar cualquier señal del enemigo. De repente, notamos destellos de luz titilando bajo los escombros y ligeros movimientos. Detuvimos el vuelo de inmediato pensando en un ataque frontal. Los artilleros giraron las ametralladoras. Quietud, máxima alerta y tensión con los nervios a punto de reventar. Solo el rugir de la máquina, el golpeteo de las aspas del rotor pero ningún ruido de armas.


Como sombras surgiendo de tumbas, comenzaron a aproximarse siluetas que arrastraban los pies y levantaban los brazos con actitud de suplicantes zombis. Caminaban e imploraban ayuda. Cuando la fuerte luz del reflector del helicóptero los cubrió, vimos sus fantasmales figuras. De repente, encontramos lo que habíamos venido a buscar desde el lejano Guaviare, de donde partimos ese día a muchas millas de distancia de jungla al oriente del país, sin saber lo que nos esperaba. Eran los sobrevivientes del exterminio de la Base Militar de Las Delicias, sobre el río Caquetá, así parecieran seres del otro mundo. Solo el brillo de sus ojos lo negaba, el resto era igual: lodo, sangre, sudor y lágrimas.


Aterrizamos casi a las siete de la noche entre las ruinas de la Base Militar de Las Delicias. Caminé hacia los sobrevivientes y me sorprendió un teniente médico de la Armada acompañado de un enfermero y 22 heridos. Había llegado antes que nosotros subiendo por el río Caquetá desde la Base Naval destacada en la frontera con el Perú. Algunos, en estado grave, tenían no menos de 4 y 5 impactos de bala en distintas partes del cuerpo; otros intentaban caminar aunque no lo conseguían. Debíamos abordar pronto, pues a lo mejor, el enemigo acechaba cerca. Unos acostados y otros sentados, pero al final no cabían todos en el helicóptero. Prioridad, los más graves Ningún soldado deseaba quedarse a la espera de otro vuelo y confundían al oficial con sus gritos de dolor, pero era inevitable así fuese doloroso. Dejamos los menos afectados para después. El capitán había abastecido el helicóptero con los últimos 50 galones del combustible de la reserva. Arrancamos motores y despegamos mientras yo miraba por la ventanilla a los que se quedaban.


En sus ojos se veía el temor y la angustia de soportar por más tiempo el dolor y el miedo de estar en el sitio. Volamos hacia la base de Tres Esquinas. Abordo había una fetidez nauseabunda que emanaba de las heridas descompuestas, la sangre y el sudor de los cuerpos, mezclados con el olor a humo de combate. Creí que habitaba en el infierno: Calor, gritos, llantos y el abrazo negro de la noche en el infinito espacio selvático. Al instante perdimos de vista la diferencia entre el cielo y la tierra. Era el panorama de un mundo sin horizontes. Treinta minutos después.


-"Torre de control Tres Esquinas, Tres Esquinas, Tres Esquinas; helicóptero FAC 4122... FAC 4122... Siga FAC 4122, este es Tres Esquinas", contestaron.


Informé la hora de llegada y el número de heridos a bordo. Encontramos el punto de aterrizaje en la oscuridad, señalizado con los precarios medios de iluminación disponible en esa base aérea enclavada en medio de la selva. Pronto, aparecieron las alarmantes luces de las ambulancias. Los lamentos de los heridos se mezclaron con las órdenes de los médicos y las enfermeras. Pero, aquel no era el fin de ese dramático rescate. Faltaba trasladarlos a un centro médico con mejores servicios. Transcurrieron 20 minutos cuando, en la negra y profunda bóveda celeste, se escuchó el distintivo rugir de un avión Hércules. No entendíamos cómo podría aterrizar. Estaba sobre nosotros y traía la esperanza de salvación. De repente, la brillante luz de una bengala abrió un gran hueco en lo alto e iluminó todo el campo. El avión apareció en el centro del resplandor, suspendido en el aire, cual musculoso y alado dios griego que acude a proteger a sus jóvenes guerreros. Su silueta giró contrastando con el oscuro fondo del espacio y se posó en tierra mostrando el brillo de sus hélices que reflejaban la intensa luz de la bengala.


Al tocar tierra, el avión celebró su llegada con el chillido de las ruedas que despedían el humo del caucho quemado por el pavimento, y, el tronar de sus motores puestos en la máxima potencia de los reversibles para contener la veloz mole salvadora. Todos nos unimos a la celebración, con gritos de espontáneo júbilo. Lo habían logrado y los heridos se salvarían, a la media noche llegarían al Hospital Militar de Bogotá. Exhaustos respiramos satisfechos por la misión cumplida en aquel fatídico día.

Iván González
coronel de la Fuerza Aérea Colombiana

_________________
señor estos son mis hombres,
perdóname no fue fácil guiarles.
ahora el fuego nos abrasa
al alcance de la metralla,
protegeme cuando los proyectiles
vengan a buscarme .


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 03 Jun 2010 23:41 
Desconectado
Ayudante
Ayudante

Registrado: 20 May 2010 02:14
Mensajes: 10
Ubicación: PARAGUAY
buenas para todos los comandos, dias antes estuve conversando con un C.O.E de la F.O.P.E-COMANDO DE OPERACIONES ESPECIALES-miembro de la Policia Nacional de mi pais y ambos coincidimos en muchos aspectos de los que menciona el camarada, en lo referente a la obtencion de la boina purpura del curso KAIBIL, y en verdad,que a veces se me caen lagrimas de impotencia al leer que un peloton de 8 hombres fue emboscado y solo 2 regresaron a salvo a la base....no combatimos, como se deberia a alguien que desde que tiene 6 años de edad empuña una metralla con el odio feroz de un adulto de 30 años...pensando todos los dias de su vida en como o que puede hacer si nos ve para matarnos, tal vez en su vida disfruto un asado una buena copa de vino y hasta capaz no conoce un techo,crece como un conejo entre leones....es o no este el motivo por el cual el enfrentamiento belico se extendio a distancias un poco mas alla del combate cercano para la guerra moderna ,creando armas de mediano y largo alcanze,con alto poder destructivo, CALIDAD y no CANTIDAD...y no se me escapa los super carros de asalto para la policia y otras fuerzas de seguridad, en fin...salud a todos....ABNEGACION Y VALOR....HASTA VENCER O MORIR


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 15 Jun 2010 19:02 
Desconectado
Agente
Agente
Avatar de Usuario

Registrado: 25 Abr 2010 17:47
Mensajes: 25
Ubicación: operando
Hola a Todos
Muy Buenos Días.
Tributo al señor General luis Guevara que tras comandar la resistencia de 120 policías durante un día completo al ataque de mas de 1700 terroristas a la ciudad de mitu.
fue secuestrado durante 12 años.
y liberado por las fuerzas especiales del ejercito en una operación limpia.


Quiero Saber de Ti


(by k12)

_________________
señor estos son mis hombres,
perdóname no fue fácil guiarles.
ahora el fuego nos abrasa
al alcance de la metralla,
protegeme cuando los proyectiles
vengan a buscarme .


Arriba
 Perfil  
 
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Nuevo tema Responder al tema  [ 45 mensajes ]  Ir a página 1, 2, 3, 4, 5  Siguiente

Todos los horarios son UTC + 1 hora


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 3 invitados


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro

Buscar:
Saltar a:  


Desarrollado por phpBB® Forum Software © phpBB Group
El Foro Fauerzaesp se nutre gracias a sus usuarios ||Fauerzaesp
 
Creditos